globo animado

Coronavirus en niños

Lo que sabemos del coronavirus

Hoy amanecemos en pánico, los casos confirmados de coronavirus en España y el tratamiento amarillista que desgraciadamente se hace en algunos medios de la información disponible han convertido al coronavirus en protagonista de nuestro siguiente ataque de pánico.

Ya hemos hablado anteriormente de él en la entrada que realizamos hace semanas, y pudimos llegar a la conclusión de que:

Es un virus

Los coronavirus son virus que reciben este nombre por presentar en su estructura unas espículas que asemejan una corona. Conocemos varios tipos de coronavirus que en su mayoría proceden de reservorios animales, murciélagos, serpientes camellos… y en ocasiones se produce un salto de modo que el virus muta y es capaz de enfermar también a humanos. De este modo sabemos que se propagó el SIDA desde el mono rhesus al hombre.

Sus síntomas

Los niños son población susceptible de infectarse, aunque según datos recientes, publicados en línea el 24 de febrero de 2020, de 72.314 casos confirmados por el Centro Chino para el control y la prevención de enfermedades, solo el 1% tenían entre 10 y 19 años y el 1% menos de 10 años.

Son los de un catarro común, y sus complicaciones las mismas que parecen en la mala evolución de un catarro siendo la complicación más frecuente la neumonía y el más temible el síndrome de distrés respiratorio agudo. 

La mortalidad

 

  • Tiene una mortalidad que ronda el 2%  (si tenemos en cuenta la población de Wuhan; y del 0.7% si tenemos en cuenta los casos fuera de China) en la población general.
  • La edad juega un papel fundamental en lo que a mortalidad se refiere siendo la mortalidad en mayores de 80 años de un 15% y en la población de 70-79 años en torno al 8%. El hecho de que afirmemos que la mortalidad está en torno al 2-3% en población general quiere decir que el 97-98% sanan en 10-15 días.
  • Además, como ocurre con otras virosis las personas que tiene patología de base también presentarán manifestaciones más graves y un aumento de la mortalidad.Mientras que menos del 1% de las personas sanas fallecieron a causa de la enfermedad, la tasa de mortalidad para las personas con enfermedad cardiovascular fue del 10,5%. Esa cifra fue del 7.3% para pacientes con diabetes y del 6% para aquellos con enfermedad respiratoria crónica, hipertensión o cáncer.
  • Los niños en general  producen cuadros asintomáticos o leves.

Lo más importante es proteger al vulnerable. Cuidado con los ancianos. No expongáis en época epidémica a vuestros mayores a los catarros de vuestros hijos.

El diagnóstico

Para el diagnóstico se dispone de tests específicos que se realizarán en hospitales y solo en casos en los que exista una alta sospecha

Su tratamiento

No existe tratamiento específico. Usaremos tratamiento sintomático: Antitérmicos, analgésicos, lavados nasales…

La prevención

La transmisión se produce a través de secreciones respiratorias, fómites u objetos contaminados por esta y también se elimina virus en heces.

El papel del niño como transmisor es importantísimo puesto que se ha visto que la eliminación de virus en secreciones respiratorias y en las heces es más prolongada en niños con síntomas leves que en adultos.

La edad y la idiosincrasia propia del paciente pediátrico hacen imprescindible la figura del cuidador. Las medidas higiénicas y el aislamiento del paciente implican a todas las personas responsables de su cuidado

  • Es un virus que se transmite persona-persona; no parece, hasta el momento, que lo trasmitan los animales
  • La estrategia más importante para combatirlo es evitar su contagio, por tanto hablamos de PREVENCIÓN.
  • La medida de higiene más importante es el correcto lavado de manos
  • Pueden usarse soluciones hifroalcoholicas

La histeria de las mascarillas

La noticia desde hace unos días es que se agotan las mascarillas en las farmacias.

Primero:

  • Las mascarillas para andar por la calle como en una peli apocalíptica NO SON NECESARIAS ya que el contagio se produce al entrar en contacto con saliva que sale a través de toses o estornudos de un enfermo y que alcanzan un metro o elementos contaminados por esta (Fómites); no parece que se mantenga “en el aire”.
  • Las mascarillas de aislamiento respiratorio solo tendrá sentido cuando el personal sanitario esté trabajando con un caso sospechoso o conformado del virus

Segundo:

  • Las mascarillas que se usan en quirófano NO SON mascarillas de aislamiento respiratorio. Y es que no vale “cualquier mascarilla”.La mascarillas quirúrgicas protegen de dentro hacia afuera. Es decir, protegen a otros de mí, y no al revés. 

Por tanto necesitaríamos las llamadas mascarillas filtrantes, y dentro de estas hay 3 tipos; las primeras (FFP1) filtran el 78% (es decir, atrapan el 78% de partículas), las segundas el 92% (FFP2) y las terceras (FFP3) el 98%. En estos casos para el manejo de estos pacientes se recomienda las FFPP2 o 3.

Tercero:

  • Las mascarillas no pueden reutilizarse. La mascarillas tiene una vida útil, es decir, estarán filtrando durante un tiendo limitado que sería aquel que precisen para saturar sus filtros de partículas, por ello es fácilmente entendible que no podremos usar la misma mascarilla una y otras vez ya que tendremos los filtros inservibles. Lo ideal es desecharlo cuando acabe el turno.

Coronavirus en población pediátrica:

La mayoría de los niños tendrán manifestaciones clínicas leves o se mantendrán asintomáticos.

La mayoría de ellos se recuperarán en 1-2 semanas.

Hoy me detengo a analizar los escasos datos que tenemos de coronavirus en niños y que se extraen de un estudio publicado el 07 de febrero en el World Journal of Pediatrics.

  • La mayoría de los niños infectados tienen manifestaciones clínicas leves. Los niños infectados pueden parecer asintomáticos  o presentarse con fiebre, tos seca y fatiga, y pocos tienen síntomas de las vías respiratorias superiores, como congestión nasal y goteo nasal. Algunos pacientes presentaron síntomas gastrointestinales, como molestias abdominales, náuseas, vómitos, dolor abdominal y diarrea.
  • La mayoría de ellos se recuperan en 1 a 2 semanas después del inicio de la enfermedad.
  • Pocos pueden progresar a infecciones de las vías respiratorias inferiores.
  • Ningún recién nacido de madre infectada por coronavirus ha sido detectado positivo, es decir, no hay transmisión vertical; y aún no se han reportado casos de recién nacidos.
  • No se ha reportado ningún fallecimiento en población pediátrica.
  • Aunque los síntomas clínicos en pacientes pediátricos son relativamente más leves en comparación con los de pacientes adultos, los casos de SDRA  (síndrome de distrés respiratorio agudo) y muerte también ocurrieron en niños infectados durante las epidemias de SARS y MERS (otros virus respiratorios que causaron estragos hace unos años).’

Si queréis leer sobre coronavirus en embarazo podéis hacerlo clicando aquí. 

Compartir:

4 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable: Marta Garín Montañez
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: info@dragarinpediatra.com.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.